Cianobacterias: ¿qué balnearios bonaerenses se ven afectados?

Las lagunas de Lobos y Chis Chis son las más afectadas en este momento.

Varios reservorios de agua de la provincia de Buenos Aires se ven afectados actualmente por cianobacterias y desde el Gobierno bonaerense recomiendan tener precauciones.

Según el “semáforo” de cianobacterias que realiza la Subsecretaría de Recursos Hídrico bonaerense con distintas instituciones, el espejo más afectado por las cianobacterias actualmente es la laguna de Lobos que se encuentra en alerta “rojo” (riesgo alto).

Allí, el agua puede observarse como “una masa verde oscura, amarronada o rojiza, con aspecto de nata espesa” y “no se debe usar para consumo de forma directa o para higiene personal”. Asimismo, se pide “alejar a los niños y mascotas hasta que la floración desaparezca”.

En tanto, el semáforo marca color naranja (riesgo medio) para la laguna Chis Chis, ubicada entre Chascomús y Lezama. Allí, el agua se puede ver “de un color verde brillante en la superficie”.

Es este caso, la Subsecretaría de Recursos Hídrico recomienda “evitar el contacto con las manchas verdes” y “lavarse con agua limpia en caso” de ingresar a la laguna. Y también “prestar especial atención a niños y mascotas”.

Finalmente, están en “amarillo” (riesgo bajo) las lagunas San Bartolo (Alem), Gómez (Junín), de Rocha (Chacabuco), Hinojo (Trenque Lauquen), Chascomús (Chascomús), La Tablilla (Lezama) y Las Barrancas (Lezama), además del sector del río Salado a la altura de Roque Pérez y el Río de la Plata en Berazategui y Magdalena.

En estos casos “se ven pequeñas rayas o manchas verdes” y se recomienda “enjuagar con agua limpia” tras introducirse en el agua.

Las cianobacterias son organismos que viven en el agua y que generalmente presentan un color verdoso. Algunas especies son nocivas para la salud y pueden generar diarreas, vómitos, dolores de cabeza, debilitamiento muscular y alergias en la piel. (DIB) MT