13.9 C
La Plata
24/07/2021
InicioViajesDiez imperdibles de Malargüe

Diez imperdibles de Malargüe

Publicidad
Publicidad

Ubicado a 350 kilómetros de la Ciudad de Mendoza, Malargüe seduce con diversos atractivos turísticos, muchos de ellos, únicos en el mundo. Visitar el interior de un volcán, ingresar a la Caverna de las Brujas, recorrer lagunas encantadas y hacer senderismo son algunas de las tantas actividades que pueden realizarse bajo su cielo único. Malargüe, cuyo vocablo mapuche significa lugar de bardas rocosas o lugar de corrales naturales, es una localidad de alrededor de 30 mil habitantes, pero que respira como pueblo y vive como pueblo.

1.- Reserva La Payunia

La excursión más larga lleva unas doce horas en total y es, tal vez, la que no debe faltar en una selección. La Payunia, la reserva natural más extensa de Mendoza, ofrece un extraño paisaje desolado, pintado por volcanes, lava negra y curiosos guanacos y choiques.

Hay que recorrer unos 150 kilómetros hasta llegar a esta región dominada por más de 800 conos volcánicos y que la convierte en una de las mayores en densidad del planeta.

Su concentración es apenas comparable a lo que puede encontrarse en Hawái o, según especialistas, en Marte. De todos los volcanes identificados, el más emblemático y elevado es el Payún Liso, de 3.680 metros. Con su forma cónica perfecta, es el que más se acerca a la popular representación de volcán.

El otro famoso es el Payún Matrú, con su caldera de nueve kilómetros de diámetro, que se produjo luego de que una erupción lo hiciera colapsar y ya sin pico formó en su interior una laguna. O el Santa María, con su Escorial de la Media Luna, una lengua de roca fundida de 17 km.

En la reserva de 4.500 hectáreas se pueden hacer cabalgatas, excursiones en 4×4, trekking y safaris fotográficos.

2.- Geoparque Llano Blanco

Ubicado 75 km al sur de la ciudad, este sitio pertenecía originalmente a una antigua Estancia cerealera y lanar que abarcaba gran parte de la zona, aunque posee un alto valor paleontológico, arqueológico e histórico. Engloba varios atractivos donde se destaca el Casco de la Antigua Estancia denominado: “La Urrutia” que data del año 1860.

A pocos kilómetros de éste se observan las ruinas del Molino Llano Blanco, que fue uno de los cuatro molinos harineros que tuvo Malargüe, y el lugar fue asentamiento de pueblos originarios. Se pueden ver corrales de pirca; una capilla y por supuesto, el Bosque Petrificado.

El Geoparque puede ser recorrido por senderos guiados donde se abordan temáticas paleontológicas, geológicas, histórico-antropológicas y de flora y fauna. Además, ofrece alojamiento, servicio de comida con platos típicos y la posibilidad de acampar.

3.- Volcán Malacara

Si no se dispone de tanto tiempo para visitar la reserva La Payunia, una buena opción es darse una vuelta por el volcán Malacara (1.876 metros sobre el nivel del mar), que se encuentra camino a la laguna Llancanelo y a 42 km del centro de la ciudad.

Este volcán tiene una gran ventaja sobre la mayoría del planeta: se puede visitar por dentro. Desde el Paraje La Batra se sale a pie rumbo a esta imponente formación de origen hidromagmático, es decir, que surgió de una erupción en contacto con el agua. Gracias a esto, se formaron cárcavas (cavidades que forman pasadizos, cuevas y chimeneas) de más de 30 metros de alto y a la que los turistas llegan en el recorrido que dura unas tres horas. Allí, los pasadizos, cráteres, cuevas, chimeneas y aspecto conforman las huellas del estallido. Y uno puede palpitarlo desde adentro.

Luego de transitar dos de las tres cárcavas a las que se puede llegar, se regresa por los pasadizos creados por la misma erosión y se sube al mirador de La Cresta del volcán, desde donde se observa la panorámica de la Laguna de Llancanelo y algunos volcanes más. Aunque también sorprende a lo lejos la Antena de la Estación Espacial Europea para el estudio del espacio profundo.

En el corazón de la Cuesta del Chihuido, se encuentra el parque Turcará Aventuras.

4.- La Caverna de las Brujas

A 75 kilómetros de la ciudad y sobre el paraje Bardas Blancas, está la Reserva Natural Caverna de las Brujas. Hasta allí llega el viajero con el objetivo de descender al interior de la tierra, en las profundidades del cerro Moncol. Para ello, además del casco con linterna, hay que tener algunos cuidados especiales.

No es una excursión simple, porque no sólo uno transita por lugares sin ningún tipo de luz más allá de la artificial, sino porque hay que llegar a gatear por túneles húmedos y reducidos, y eso genera cierta claustrofobia. Son 5 mil metros de galerías, muchas aún sin explorar, y hermosas leyendas para conocer.

A cada paso, las linternas descubren estalactitas, estalagmitas, columnas y coladas. Son formaciones generadas por la filtración de agua a lo largo de miles de años y compuestas por rocas calcáreas de origen marino, correspondientes al período Jurásico.

5.- La Cuesta del Chihuido

En el corazón de la Cuesta del Chihuido, se encuentra el parque Turcará Aventuras. Sus 30 hectáreas tienen senderos autoguiados con señalización de flora nativa, en el que cada uno decide hasta dónde llegar. Miradores, cascadas de agua cristalina, maravillosas Cárcavas de piedra y un yacimiento de fósiles marinos de millones de años de antigüedad, son algunos de los regalos del paisaje.

Para los que se animan a más, una opción es escalar algunas de sus desafiantes elevaciones o bien optar por el rappel en sus paredes naturales.

Para lo más elegido es el circuito que incluye Puente Tibetano atravesando el playón de ostras marinas fosilizada hasta llegar a la Vía Ferrata para caminar por un balcón natural a 60 metros de altura. Y tras el ingreso a una pequeña caverna, llega la hora de la tirolesa en la que se cruza 150 metros de una barda a 90 metros del piso. 

6.- Castillos de Pincheira

A 27 kilómetros y rumbo hacia la cordillera, se levanta este complejo turístico donde la mezcla de rojos, amarillos y blanco cautivan al viajero. Su nombre deriva del conocido caudillo y bandido José Antonio Pincheira, ya que sirvió de refugio para sus actos “non sanctos”.

La formación rocosa está compuesta por un conjunto sedimentario-volcánico, en las vertientes del cerro Algodón, sobre la margen derecha del río Malargüe. Con el tiempo, el agua y el viento fueron cincelando la forma de un castillo con sus torres. Su altura aproximada es de 60 metros y por su difícil acceso fueron usadas por los originarios pobladores pehuenches con fines defensivos. En la zona cercana a los Castillos fueron hallados restos de cerámicas, puntas de flecha, chaquiras y otros vestigios de la cultura indígena.

Es un buen sitio para pasar el día y degustar el típico chivo malargüino. Hay piscina para toda la familia, camping y cabalgatas que invitan a disfrutar de lleno de los colores del paisaje.

Los colores sorprendentes de los Castillos de Pincheira.

7.- Laguna de la Niña Encantada

Rumbo a Las leñas, uno de los paraísos de los esquiadores, se pasa por la Laguna de la Niña Encantada, un lugar ideal para el descanso desde donde se puede contemplar todo el valle y caminar por la pequeña costa.

Alimentada por ríos subterráneos que le brindan un agua extraordinariamente cristalina, el marco de la laguna son rocas volcánicas que al reflejo con el agua dan curiosas formaciones que han creado a través de los años leyendas e historias.

Es como un anfiteatro, una laguna rodeada de restos de lava volcánica, y que tiene 16 mil años de antigüedad y unos 16 metros de profundidad. Pero más allá de lo impactante del lugar, existe una leyenda que le da nombre al lugar y vale la pena conocer.

8.- Pozo de las Ánimas

Antes de llegar a Las Leñas, un pequeño desvío de metros nos deposita en el Pozo de las Ánimas, una sorprendente formación geológica. Son dos grandes depresiones llamadas dolinas, de casi 100 metros de diámetro, que fueron erosionadas por ríos subterráneos dando originen a dos espejos de agua verde-turquesa en el fondo.

El viento permanente que sopla en el lugar es la causa del silbido que, según la leyenda, corresponde a las voces de almas en pena (los indígenas llamaban a este sugestivo lugar “Trolope-Co”, o “agua del gritadero de las ánimas”).

9.- Planetario y Observatorio

Los tres relojes, el Vertical, el Ecuatorial y el Analemático son solo el inicio de un recorrido por el Planetario Malargüe que luego lleva a un pequeño museo de ciencias, donde el turista se informa sobre la geología de la zona y sus registros fósiles. Se ven diferentes muestras, rocas y variada información sobre ellas.

Pero la atracción central está en el domo, ubicado bajo una enorme pirámide de paneles azules. Allí se presentan shows con distintas temáticas. Los espectáculos se dan en una sala redonda con 65 butacas como las de un cine, pero con una cúpula de aluminio microperforado de 360 grados, que se transforma en la gran ventana al Universo

Finalmente, hay que dejarse un tiempo para el Observatorio, un centro de investigación en el que intervienen científicos de varios países. Este emprendimiento es el más grande del mundo en su tipo, ya que hay detectores de rayos cósmicos diseminados a través de 3 mil kilómetros cuadrados en los campos vecinos a la ciudad para poder realizar un análisis de estas extrañas partículas que llegan a nuestro planeta.

10.- Laberintos Carmona

Para visitar en familia, solos o con amigos, los Laberintos Carmona, en medio de la ciudad son un atractivo para “perder”, valga el término, un buen rato.

El tamaño del laberinto cuadrado es de 70 por 70 metros y cuenta con 31 pasillos de norte a sur y de este a oeste, con puertas de entrada y salida, denominadas “Las puertas de la aventura”. El redondo, en tanto, ubicado a siete metros del anterior, tiene en el centro una fuente de agua llamada “La fuente de los deseos” que da la bienvenida a quienes logren llegar a ella.

El predio posee coches antiguos y carretas que son ideales para sacarse fotos y capturar la mejor selfie. También cuenta con un mirador para apreciar al máximo la mejor vista hacia la Cordillera de Los Andes y tiene mesas y bancos para pasar un buen rato de relax. (DIB) FD

*Nota publicada en el Suplemento De Viaje

 
 

Últimas noticias

Publicidad
Publicidad