29.2 C
La Plata
20/01/2021
Inicio Policiales Murió la policía de Bragado que se había disparado luego de ser...

Murió la policía de Bragado que se había disparado luego de ser víctima de “pornovenganza”

La joven intentó suicidarse la semana pasada y estaba internada en grave estado. La familia pidió por una ley contra este tipo de prácticas.

Publicidad
Publicidad

La joven policía de Bragado que se disparó en la cabeza luego de que su expareja difundiera imágenes íntimas suyas murió ayer en el hospital local, tras luchar una semana por su vida. Tras el desenlace fatal, el padre de la víctima pidió a la sociedad “tomar conciencia” contra la “pornovenganza”.

La mujer fue identificada como Belén San Román, de 26 años, quien tenía dos pequeños hijos y se desempeñaba en el Comando de Patrullas Rural de Bragado. Según se informó, el 30 de noviembre último San Román se disparó en la cabeza con su arma reglamentaria, luego de que se viralizaran en las redes fotos y videos íntimos de ella. 

La policía previno a sus propios compañeros de lo que iba a hacer, pero cuando ellos llegaron a su casa la encontraron desvanecida, con un disparo en la cabeza. Había dejado una nota con la clave de su celular, para facilitar la acción de la Justicia, y un pedido de perdón a su familia.

Belén estuvo internada 7 días en el hospital municipal de Bragado y ayer murió a causa de la gravedad de las heridas.

Tras el episodio, sus compañeros y padres apuntaron contra su exnovio Tobías Villarruel, quien se encuentra detenido en Bragado por un robo cometido en 2018. Según se sospecha, publicó el contenido como parte de una extorsión hacia su expareja. 

Graciela Álvarez, madre de la joven, denunció que Villarruel fue “el que viralizó fotos y videos” de su hija “hostigándola y amenazándola”, y que esta situación provocó “que ella termine con su vida”.

“Tan culpable esta lacra, como todos aquellos que viralizaron. El ser humano es la peor de las especies en este mundo enfermo. Ojalá sus sucias conciencias no los dejen vivir en paz”, continuó la mujer.

Pedido por la ley

Marcelo San Román, padre de la víctima, pidió “a los que tengan que hacer algo, escuchen y se dignen a hacerlo”, en referencia a la aprobación del proyecto de ley que establece penas para la “pornovenganza”, y pidió que la muerte de su hija ayude a “tomar conciencia” a la sociedad.

“Espero que el día de mañana, cuando a alguien le quieran mostrar este tipo de cosas, lo piense y se acuerde de lo que pasó con Belén, que le diga a esa persona borralo, no lo reenvíes, acordate de lo que pasó con esa chica de Bragado”, dijo el padre en declaraciones periodísticas.

San Román dijo que la madre “no soportó la presión, la exposición y la vergüenza”. Y agregó: “no lo supo manejar y no se abrió a pedir ayuda”. “No juzgo a nadie, no soy quién para hacerlo, pero espero que estas cosas nos ayuden a todos a pensar y a entender que el que ve un video así, o lo manda, también es responsable”, amplió.

“Mi hija recibía burlas, hostigamiento, había gente que le mandaba mensajes privados diciéndole barbaridades”, agregó. (DIB)

 
 

Últimas noticias

Publicidad
Publicidad