17.8 C
La Plata
18/04/2021
InicioSociedadEn tiempos de cuarentena, los mejores tiradores del país compiten a distancia

En tiempos de cuarentena, los mejores tiradores del país compiten a distancia

Este domingo se realizarán certámenes de rifle y pistola de aire en 10 metros. Cada uno tirará desde el lugar que pueda.

Publicidad
Publicidad

Por Gastón M. Luppi
De la redacción de DIB

En tiempos de pandemia, con cuarentena más o menos flexibilizada según la zona del país, creatividad y tecnologías son aliados clave para hacer un tanto más llevaderos estos momentos de incertidumbre. Y para volver a las competencias, en el caso de los deportistas federados. Este domingo la Federación Argentina de Tiro realizará una competencia a distancia para las especialidades rifle y pistola de aire en 10 metros que, entre otros, contará con la participación de Fernanda Russo y Alexis Eberhardt, los argentinos clasificados a los Juegos Olímpicos de Tokio.

“Son dos competencias, de distintas armas, divididas por categorías y a su vez tendrán una categoría general. Todo se va a premiar: se van a entregar las mismas copas que se entregaron el año pasado, de la cristalería San Carlos”, le explica a la Agencia DIB Ariel Martínez, entrenador de la selección argentina de tiro. La “competencia a distancia” implica que cada uno participará desde donde se encuentra, y de acuerdo con las flexibilidades que otorgue la fase de la cuarentena. “No van a poder arrancar todos en el mismo horario, pero hay instituciones –en Córdoba, Mendoza o Salta- que coordinaron la visita de los deportistas a los polígonos para poder hacerlo con un ánimo mayor de competencia. Sin embargo, exige coordinación, porque no se pueden juntar todos, hay que mantener la distancia, no hay vestuarios…”.

De acuerdo con la invitación de la Federación Argentina de Tiro, “las competencias serán de 60 disparos en un tiempo límite de 75 minutos, contando previamente con quince minutos para disparos de ensayo ilimitados, para el caso de blanco electrónico, y de 90 minutos con quince de ensayo para el caso de blancos de papel”. Y especifica: “Se desarrollarán en sistema Scatt, blanco electrónico o blancos de cartulina escaneados por programa de celular, respetando las reglas y los tiempos establecidos por la ISSF, para lo cual se cuenta con el espíritu deportivo y la honestidad de quienes participen”. Los resultados deberán enviarse por correo electrónico en formato PDF o en archivos Scatt, o en blancos de cartulina escaneados, con plazo límite de las 23.59 del domingo.

Hasta aquí, todo muy claro y sencillo… para los conocedores del tiro.

Quienes compitan con blancos electrónicos o de cartulina deberán disparar a diez metros. Y explica Ariel Martínez: “Por lo general, quienes están en el interior del país tienen un lugar con diez metros de distancia. El tiro con aire comprimido es libre, no se necesita ningún tipo de registro ni habilitación previa, se puede tener el arma en la casa: si tenés un garaje de once metros, ya metiste el blanco electrónico, o el blanco de papel. Algunos chicos tienen el garaje a continuación de la cocina: ponen el blanco en el garaje y tiran desde la cocina. Te la tenés que idear, si te quedás con que no se puede…”.

El platense Ariel Martínez, durante los Juegos Panamericanos. (Julio Nakhle, El Tribuno)
El platense Ariel Martínez, durante los Juegos Panamericanos. (Julio Nakhle, El Tribuno)

Distinto es para quienes cuentan con un Scatt, que es un dispositivo que permite simular el tiro: no hay impacto, “no se tira con balín vivo”. “Es un entrenador virtual, una minicámara. Está conectada a la punta del caño del rifle, o de la pistola, va tomando el movimiento del arma y la ubicación del impacto. El programa te toma el golpe del martillo, el clic, y te lo marca en el lugar por donde pasa el rifle en ese momento. El error es ínfimo, y los más modernos son muy, muy exactos”, describe Martínez. Ah, y como es virtual, para tirar a diez metros no se necesitan más que tres metros de distancia.

Este domingo será la primera competencia de este tipo, abierta. Sin embargo, Martínez ya implementó esta práctica durante el confinamiento. ¿Qué otras cuestiones deberán tener en cuenta los deportistas al momento de elegir dónde tirar? Por ejemplo, la iluminación: “En las competencias tenés un determinado nivel de iluminación en el lugar desde donde estás tirando y en el lugar del impacto; en los dos te exigen un mínimo, que es bastante. En el medio tenés que tener algo porque si no se oscurece demasiado el blanco. Ahí cada uno tendrá que jugar con eso, porque si no pierde referencia con relación a lo que está entrenando todo el año”.

Los diez metros, la iluminación. ¿Y qué más se debe tener en cuenta para tirar, por ejemplo, en la casa? “La altura del blanco”, apunta Martínez. “El blanco tiene que tener una altura máxima y una mínima que varía entre 1,40 y 1,50 con relación al lugar desde donde estás tirando. Por lo general las casas tienen un desnivel para que corra el agua y ahí podés tener alguna diferencia de altura”.

La invitación de la Federación Argentina hace hincapié en que para esta competencia “se cuenta con el espíritu deportivo y la honestidad de quienes participen”. Y consultado Martínez acerca de qué comportamiento podría violar esta premisa, ejemplifica: “Quienes tiran con blanco de papel podrían hacerlo desde menor distancia”.

A partir del interés que despertó la propuesta, la Federación extendió la invitación a deportistas extranjeros. Sin embargo, Martínez descartaba la presencia de los “top top internacionales”. “No van a venir: primero porque recién están empezando a entrenar, y segundo para guardar algún secreto que se puede ver con el Scatt”. Y explica: “Conseguir el Scatt de alguna persona es muy difícil, los entrenadores no te lo quieren dar: es una forma de tirar; si sabés ver, algún secreto le encontrás. Algunos tienen detalles técnicos, por ejemplo en las armas y los balines, que lo tratan de guardar al máximo. Cosas que yo estoy probando no me gustaría que otro las supiera”.

De acuerdo con Martínez, “se puso muy finito esto. No es lo mismo tirar en la década del 70 o en el 80, cuando yo empecé, que tirar ahora”. Y describe: “Es otro tiro. El mismo rifle, la misma distancia… pero es otra forma de tirar, es mucho más dinámica. Cuando empecé yo, por ejemplo, para tirar 60 tiros te daban dos horas; ahora te dan 50 minutos”.

“Ahí la llevamos, entrenando en el pasillo”

Alexis Eberhardt, Julián Gutiérrez y Alliana Volkart. (COA)
Alexis Eberhardt, Julián Gutiérrez y Alliana Volkart. (COA)

El santafesino Alexis Eberhardt está clasificado para los Juegos Olímpicos de Tokio y este domingo tomará parte de la competencia. “Me parece muy bien esta prueba para mantener el ambiente competitivo. No es lo mismo pero es lo que podemos hacer por el momento”, le contó a la Agencia DIB. Cuarto en la prueba de rifle de aire en los Juegos Panamericanos de Lima, durante esta cuarentena Eberhardt, de 21 años, se pudo “armar y acomodar” en el garaje de su casa.

Julián Gutiérrez tiene 19 años, es de San Fernando del Valle de Catamarca y en Lima 2019 fue medalla de bronce en los 10 metros del rifle de aire y oro en equipos mixto. Este domingo tirará en un pasillo de su casa. “En este deporte la competencia ayuda mucho, porque compitiendo adquirís experiencia y en tiro la experiencia juega mucho. Necesitamos sí o sí volver a competir por una cuestión de motivación”, le describe Gutiérrez a DIB.

Catamarca es la única provincia sin casos de Covid-19. Sin embargo, “tenemos los mismos cuidados que las otras provincias y los controles son bastante exigentes. Por eso yo también estoy completamente metido en mi casa”, explica Gutiérrez. “Me traje un blanco electrónico, que lo puse en el fondo del pasillo, a diez metros. Ahí la llevamos, entrenando en el pasillo”. ¿Y la familia? “Si estoy tirando, saben que no tienen que pasar a cada rato. Les tenemos mucho respeto a las armas, sabemos que las porta el Diablo”.

Para esta competencia del domingo Gutiérrez espera resultados “altos”. “Al estar en casa, sin público, sin presión ni entrenadores que te estén viendo, lleva a que tengamos resultados muchísimos más altos. Es lo que yo espero. Tener resultados más altos es mayor presión para la siguiente competencia, y es una forma de forma de motivarnos entre nosotros”.

Alliana Volkart también tiene 19 años, compitió en los Juegos Olímpicos de la Juventud, en Buenos Aires, y el año pasado fue sexta en los Panamericanos de Lima. Es de San Carlos Centro, en el interior santafesino, y durante esta última semana pudo volver al polígono de la ciudad. “Contracturada pero feliz”, es lo primero que le dice a DIB. Hasta aquí, “probé de usar el Scatt pero no me funcionó, porque no me daba la luz. Entonces tuve que entrenar en seco, en mi casa”. Y ante la consulta, explica: “Entrenar en seco es tirar pero sin el balín. Se hace una simulación del tiro: no sale aire, ni nada. Y no sabés adónde tirás, excepto que vos sientas que lo tiraste perfecto; pero por ahí lo sentís bien y te salió mal, o al revés. Y aparte te reaburrís, tirando así, a la nada, sin saber lo que hacés, nada”.

Volkart no tiene en su casa un espacio de diez metros cerrado. Y este “no es un deporte que se pueda practicar afuera porque el viento te mueve mucho, tiene que ser adentro. El centro es milimétrico: dejás caer la punta de una lapicera, ese punto, es un centro. Y si no tocás el punto, no es 10. Un soplido y se te movió todo hasta el cero”. No obstante, este domingo podrá competir en el polígono de su ciudad. San Carlos tuvo un solo caso de Covid-19 al comienzo y no pasó de eso. Por eso podrá ir al polígono y lo hará junto a otros competidores: “Vamos a largar a la misma hora, va a ser a rajatabla. Por reglamento, las líneas están separadas, así que podremos tirar uno al lado del otro tranquilamente”.

San Carlos Centro (SF)

Alliana Volkart es de San Carlos Centro, una pequeña ciudad del departamento Las Colonias, ubicada a poco más de 50 kilómetros de Santa Fe. Allí está el Tiro Federal Argentino Suizo, institución que cumplió 160 años en abril, y donde la selección argentina se preparó para los Juegos Panamericanos del año pasado. ¿Por qué se entrenó allí la Selección?, lo explica la propia Volkart: “Podemos ir a entrenar a la hora que queremos. Por ejemplo, yo tengo llave, y algunos de los otros chicos de la Selección también. Además, contamos con blancos electrónicos y con aires acondicionados para el calor, porque con los trajes hace mucho calor. Y también tenemos estufas, porque también hace mucho frío. Es el polígono más equipado que hay. Buenos Aires tiene un montón de blancos electrónicos pero no tiene los aires: pasás frío o pasás calor, que ninguno de los dos es bueno para nuestro deporte. Así, San Carlos es como un punto de referencia, y además estamos en el medio del país”.

A su vez, al momento de hablar de su ciudad (la comuna se creó en 1886 y el municipio, en 1986), Volkart no deja de mencionar a la fábrica de campanas fundada en 1892 ni a la cristalería artesanal, “única del país”. “Hay mucho para recorrer”, cierra. (DIB) GML

 
 

Últimas noticias

Publicidad
Publicidad