23.9 C
La Plata
06/03/2021
Inicio Economía Fidelity, el fondo que complicó a Kicillof, ya le dijo que no...

Fidelity, el fondo que complicó a Kicillof, ya le dijo que no a la propuesta de Fernández

Es uno de los mayores fondos del mundo. En febrero trabó la oferta del Gobernador para “reperfilar” el vencimiento de un bono.

Publicidad
Publicidad

El fondo Fidelity, que tuvo sus “minutos de fama” en febrero al bloquear el reperfilamiento de parte de la deuda bonaerense, volvió a escena en las últimas horas al ser uno de los primeros en rechazar la oferta de reestructuración anunciada la semana pasada por el Gobierno nacional.

El fondo, uno de los más grandes del mundo, anunció junto a otras firmas como Ashmore y BlackRock que rechazan los términos de la propuesta Argentina. Entre las tres poseen más del 25% de la deuda emitida por el Gobierno de Mauricio Macri, lo que los pone en posición de bloquear un posible acuerdo.

A través de un comunicado, los acreedores advirtieron que la propuesta anunciada del Gobierno nacional “busca colocar una parte desproporcionada de los esfuerzos de ajuste a largo plazo de Argentina sobre los hombros de los tenedores de bonos internacionales”. Sin embargo, indicaron que están dispuestos a negociar.

Fidelity es uno de los fondos más grandes del mundo y tiene sede en Boston. En febrero bloqueó la oferta de reestructuración de deuda realizada por el gobernador Axel Kicillof: contaba con casi el 20% del total de bonos BP21, lo que lo ponía en una posición casi privilegiada para definir el éxito de la operación, que finalmente fracasó y obligó al Ejecutivo provincial a afrontar el vencimiento.

Según indicó en la negociación, en la negociación por la deuda provincial representaba a fondos de retiro de trabajadores de Estados Unidos, motivo que adujo para no aceptar quitas significativas en el pago de intereses.

Tercer rechazo

El “no” de este grupo de acreedores de Argentina es el tercero desde la presentación formal de la oferta, el viernes pasado. El domingo, el Comité de Acreedores de Argentina (que engloba a varios fondos y empresas internacionales) rechazó la propuesta y dijo que “la negociaciones de buena fe son la única manera de llegar a una resolución sustentable para la deuda”.

“Esa negociación de buena fe depende del intercambio de información económica y financiera sustancial y debe estar anclada en políticas concretas y factibles”, aclaró.

En tanto, el fondo Monarch, integrado por una veintena de fondos y representado por el mismo abogado que encabezó el reclamo de Paul Singer contra Argentina en 2013, acusó al Gobierno de no haber tenido en cuenta “de ninguna manera” su opinión. “En lugar de seguir un curso de compromiso constructivo, la Argentina ha optado por hacer una oferta unilateral. La propuesta de la Argentina no representa el resultado de negociaciones de buena fe, por lo que el Grupo de Titulares de Bonos de Canje la considera inaceptable y no tiene intención de apoyarla”, dijeron.

Postergación

La propuesta del Gobierno contempla una quita del 62% en los intereses y del 5,4% del capital de casi 70 mil millones de dólares de deuda. Además, pide un período de gracia de tres años, para comenzar a pagar a mediados de 2023.

En la oficialización de la oferta ante la Comisión de Valores de Estados Unidos (SEC), el Gobierno confirmó que el próximo miércoles no pagará el vencimiento de tres bonos bajo ley extranjera por 500 millones de dólares.

La estrategia es estirar los plazos para que ese vencimiento ingrese en la negociación, y para ello el Gobierno tomará los 30 días de plazo de gracia que se otorgan en estas circunstancias antes de entrar en default. (DIB)

 
 

Últimas noticias

Publicidad
Publicidad