23.4 C
La Plata
13/04/2021
InicioSociedadEstudiarán durante un mes las obras de Santa Fe en La Picasa

Estudiarán durante un mes las obras de Santa Fe en La Picasa

Publicidad
Publicidad

La Plata, may 15
(DIB).- El Gobierno bonaerense estudiará durante un mes las obras que viene
realizando Santa Fe en la cuenca de la laguna La Picasa, tras la polémica que
generó la apertura de un canal derivador, para determinar si las mismas tienen
o no impacto en distritos bonaerenses.

El Comité de Cuenca
de La Picasa se reunió ayer en medio de una fuerte polémica, luego del
conflicto interjurisdiccional que surgió a principios de abril cuando Santa Fe
decidió avanzar de manera unilateral con la apertura de un canal de
escurrimiento (Alternativa Norte) que podría afectar a distritos bonaerenses y
que generó una fuerte reacción en el seno del gobierno de María Eugenia Vidal.

El encuentro fue
mediado por el secretario de Infraestructura y Política Hídrica de la Nación,
Pablo Bereciartúa; y terminó en buenos términos, a pesar de la tensión previa
que venían manteniendo las partes en declaraciones mediáticas.

Fuentes presentes en
la reunión, le contaron a DIB que Santa Fe presentó un informe sobre las obras
que viene realizando en la cuenca de La Picasa, y que ese escrito será
analizado durante los próximos 30 días. Asimismo, se pondrán estaciones de
monitoreo para “ver cómo actúa” el canal derivador realizado por Santa Fe. Las
autoridades bonaerenses quieren saber si esa obra tendrá algún impacto en
distritos de la provincia.

Tal como viene
señalando esta agencia, el “by pass” derivador abierto conecta a La
Picasa con el canal Alternativa Norte. Luego, el agua va llenando una serie de
lagunas hasta llegar a la llamada “El Chañar” (todos estos espejos
aún en Santa Fe), para finalmente conectar con la Cuenca del río Salado. En
provincia de Buenos Aires, podrían verse afectados los distritos de Bragado,
Junín, General Arenales, 25 de Mayo, Navarro, Alberdi y Leandro N. Alem.

El comité de cuenca
de La Picasa se volverá a reunir el 18 de junio. En ese encuentro, tras el
análisis del informe presentado por Santa Fe y el monitoreo, se tomará una
resolución final: si se sigue adelante con el derivador o si se vuelve atrás
con la obra.

El manejo de agua de
La Picasa, laguna que comparten Santa Fe y Buenos Aires, ha desencadenado
conflictos históricamente. Los especialistas consideran que el espejo de agua
creció 35 veces desde 1985 hasta la actualidad y pasó de tener 1.400 hectáreas
hace 32 años a una enorme masa de agua que hoy abarca un territorio equivalente
a 50 mil hectáreas, aunque su influencia se extiende aún más. (DIB) MT

 
 

Últimas noticias

Publicidad
Publicidad