28.2 C
La Plata
06/12/2022
InicioPolíticaSe entregó el sacerdote acusado de abuso en un colegio de Caseros

Se entregó el sacerdote acusado de abuso en un colegio de Caseros

Publicidad
Publicidad

vemente ultrajante”,
delito que prevé una pena mínima de ocho años de prisión.

El obispado de San Martín informó el martes que José
renunció al estado clerical, pero el Vaticano aclaró que su dimisión no puede
considerarse válida porque no siguió los procedimientos habituales, por lo que
el sacerdote además del proceso civil afrontará un juicio canónico por los
abusos que se le imputan. Un grupo de sacerdotes de la diócesis de San Martín
se quejaron hoy en un comunicado por no haber sido informados por su obispo,
monseñor Guillermo Rodríguez-Melgarejo, de los casos de abusos que se le
atribuyen a José.

“Es nuestro deseo que los curas de San Martín
hubiésemos estado al tanto de lo que realmente pasaba en el momento en que era
necesario saberlo”, expresaron los sacerdotes y agregaron: “La
verdadera caridad exige justicia, y por eso queremos un estilo pastoral donde siempre
nos manejemos con transparencia, denunciemos lo injusto, protejamos al débil,
busquemos la verdad y pidamos lo justo”.

Mailín Gobbo dijo al canal TN que necesitó de muchos años de
terapia psicológica para asumir lo que le pasó y animarse a denunciar al
sacerdote, que era su confesor, cercano a su familia y visitaba habitualmente
su casa.

“Cuando me llevaba a confesar me hacía sentarme en su
pierna y ponía su mano en mi zona”, sostuvo al borde del llanto, y precisó
que la primera vez que fue abusada por José fue en la pileta del colegio de
Caseros. La declaración de Gobbo fue coincidente con el testimonio de la otra
denunciante, llamada Jazmín Detez, quien sin conocer a la primera denunció:
“Me acuerdo que él me agarraba con el motivo de enseñarme a nadar y por debajo
del agua me manoseaba”. (DIB) 

 
 

Últimas noticias

Publicidad
Publicidad