Inciar sesión



Si aún no es usuario y desea acceder a este servicio, por favor, comuniquese con agencia DIB de Lunes a Viernes de 13:00 a 20:00 horas al (0221) 422-0084 o por correo electrónico a ventas@dib.com.ar


Compartí la nota

Espíritu solidario a prueba de granizo

Por Juan Berretta / Apoyada en el relato que se fue transmitiendo de generación en generación, la historia dice que la Asociación Mutual Dan tuvo su origen en una caja de zapatos. Allí, en 1920, los colonos daneses recién llegados a Tres Arroyos comenzaron a depositar plata -en proporción a las hectáreas que sembraban- para generar una reserva a la que recurrir en caso de que el granizo dañara sus cultivos. Al final de cada campaña lo que sobraba se repartía entre los aportantes. Nueve décadas después ese mismo sistema de devolución se mantiene y la Dan le cobra a sus asociados la mínima tasa para funcionar.

“Mutual Dan nació con la impronta de la ayuda mutua que los colonos trajeron desde Dinamarca, y generaron la asociación de productores, en este caso para paliar eventos climáticos. Hoy se devuelve el excedente y se cobra la mínima tasa necesaria para funcionar”, explicó Camila Bruel, gerenta de la Dan desde 2005.

“Lo más meritorio en estas nueve décadas, al margen de la gran evolución que experimentó como compañía, es que la mutual mantuvo el espíritu solidario que tuvieron los colonos daneses que la fundaron”, agregó.

Y como prueba de eso hay muchos ejemplos, como las varias veces que los ingenieros asociados que se encargan de hacer las tasaciones luego de alguna tormenta, no pasaban el gasto del gasoil. “Al revisar la trayectoria de la mutual surgen un montón de ejemplos que muestran que pese al paso de los años las ganas y el espíritu de ayuda mutua se ha mantenido”, insistió la gerenta.

La historia escrita indica que Asociación Dan nació formalmente en septiembre de 1927. Es decir, en ese año se legalizó el sistema de “la caja de zapatos” y en sus primeros doce meses se registraron 145 pólizas. El 1º de abril de 1932 se constituyó como Asociación Mutual, habiendo sido inscripta en el Registro Nacional de Mutualidades el 6 de enero de 1973. Hoy cuenta con alrededor de 800 socios y tiene presencia en toda la provincia de Buenos Aires, y la proyección de llegar a Córdoba, Santa Fe y Entre Ríos en el corto plazo.

 

Evolución

“En la última década duplicamos las hectáreas de cobertura y hoy la mutual está posicionada entre las compañías que no tienen un solo juicio, con una trayectoria impecable ante la Superintendencia de Seguros de la Nación”, aseguró con orgullo Bruel, quien habla con un gran sentido de pertenencia.

El fuerte de la Dan es el seguro de granizo, “y ofrece todos los adicionales que el productor necesita”, indicó. La empresa está 100% tecnificada, la operatoria se realiza toda vía web, hay una guarda los 365 días del año, y los asociados pueden hace un seguimiento satelital del estado de sus cultivos desde la página web.

“El seguimiento de las imágenes satelitales la compañía lo usa a la hora de cuantificar daños. Se apoya sobre las imágenes. Pero a su vez el productor puede hacer un seguimiento del índice verde de sus cultivos entrando a nuestra página web. Es un servicio que se da como un plus, sin cargo, para los asegurados”, comentó.

Además, la Dan adoptó la tecnología webinar para mantener actualizado a sus asociados. “Contamos con una serie de capacitaciones online, por ahora en economía y clima, y en breve realizaremos una de ganadería. Todo eso se va planificando a pedido del productor. Porque somos una asociación de productores, de modo se genera un ida y vuelta y vamos dando respuestas a las demandas”, agregó la gerenta.

De este servicio pueden participar 50 personas en simultáneo, cada una desde su casa, y las dudas y preguntas que surgen se trabajan online durante la exposición. Además, las charlas se graban y se comparten en el canal privado de YouTube que tiene la aseguradora para los asociados que quieran verlas en otro momento.

“Tenemos que ser cada vez más eficientes, y como el dinero es del asociado, tratamos de que lo use el asociado. Por eso no invertimos casi en publicidad, nuestro marketing es relacional, uno a uno, por ejemplo”, contó. En este sentido, también es muy interesante como la mutual va expandiéndose. “Nuestro crecimiento se da a través de vinculaciones interinstitucionales, con instituciones intermedias de otras ciudades”, dijo Bruel.

Como parte del compromiso que le dio origen, la Dan ha participado desde sus inicios y de diversos modos en el desarrollo de la comunidad que la vio crecer. Actualmente lleva a cabo el programa “Medio quintal para compartir” a través del cual acompaña las actividades que desarrollan diversas entidades de bien público.

 

Celebración

El último sábado de octubre Asociación Mutual Dan festejó sus noventa años de vida con un gran almuerzo en las instalaciones de la Sociedad Rural de Tres Arroyos. Se trató de un evento para más de 500 personas, con un neto corte familiar y que tuvo sus picos de emotividad porque fueron reconocidos los asociados más antiguos y todos los que integraron las distintas comisiones en esta rica trayectoria.

Con orgullo, desde la mutual cuentan que hoy integra la comisión directiva Patricio Haugaard, bisnieto de don Pedro Haugaard, el mentor de la idea de la caja de zapatos y dueño del campo donde el grupo de colonos se reunió y tomó la decisión de empezar con el sistema de ayuda mutua. “Son muchos los casos de asociados que son cuarta generación”, indicó la gerenta.

Sin dudas todo un síntoma que la vocación por mantener intacto el espíritu solidario está intacto.