Inciar sesión



Si aún no es usuario y desea acceder a este servicio, por favor, comuniquese con agencia DIB de Lunes a Viernes de 13:00 a 20:00 horas al (0221) 422-0084 o por correo electrónico a ventas@dib.com.ar


Compartí la nota

El hombre de las cavernas

Salas subterráneas con miles de kilómetros para recorrer; increíbles lagos de aguas transparentes y cristalinas; largos ríos escondidos; millones de estalactitas pendiendo del techo o inmensas columnas de calcita de muchos metros de altura son algunas de las maravillas que las simas, auténticos tesoros arqueológicos, ofrecen al visitante.

Dentro de este turismo de cuevas tienen cabida los más aventureros, con la práctica del espeleoturismo, pero también los más prudentes, quienes pueden visitar las salas y galerías de muchas de estas cavidades de una forma totalmente segura y cómoda. Según datos de la Federación Argentina de Espeleología, existen alrededor de 400 cuevas y cavernas en Argentina, la mayoría ubicadas al oeste del país, aunque unas pocas están habilitadas para el turismo. En otros países, como España o Cuba, esta propuesta tiene un gran desarrollo y hay verdaderos paraísos bajo tierra por explorar.

Córdoba es una de las provincias que mayor patrimonio espeleológico ofrece, la mayoría de las cuevas están en el valle de Punilla, antiguamente tierra de los indios comechingones que habitaban esas zonas como refugios, por lo que además de su valor geológico, se agrega uno arqueológico e histórico.

La opción más atractiva de estos viejos refugios del Valle de Punilla lo constituyen las cuevas de Ongamira, una serie de aleros y grutas cuyo nombre recuerda al cacique Onga, muerto en un combate contra los conquistadores españoles. Protegido por los cerros Pajarillo, Áspero y Charalqueta o Colchiqui, esta zona albergó hace unos 8 mil años a una de las culturas nómades-cazadoras más antiguas del país: Ayampitín. Según cuenta una trágica historia, el avance de las tropas europeas arrinconó a los comechingones en esas cuevas que serían su último escondite antes de la derrota definitiva. Ya vencidos, muchos de aquellos aborígenes salieron de las cuevas y se arrojaron al vacío desde lo alto de las montañas cercanas, para no ser esclavizados. Las grutas, enormes paredones de piedra rojiza donde anidan aves de variado porte, sorprenden por sus formas intrincadas. Son varias, y no lleva demasiado tiempo recorrerlas.

En esta zona otra de las visitas por hacer es la Cueva de los Pájaros, un lugar de nidificación y descanso de singulares aves autóctonas que en 2008 fue distinguido como Séptima Maravilla Natural de Córdoba. Este singular sitio se encuentra ubicado a 8 kilómetros de Tanti, y en el lugar se puede disfrutar de su fauna, flora, el arroyo, espejos de agua y atracciones rocosas. Mientras que cercanos a La Falda,  se encuentran las cavernas El Sauce, una cavidad subterránea que perfora la montaña casi mil metros hacia su interior, con un trazado de angostas grietas, hasta descender unos 50 metros, donde se forman estalactitas. Estas cavernas están en propiedad privada, pero los dueños organizan visitas y proveen del equipo adecuado para el descenso, que incluye mamelucos, cascos y linternas. El punto central de la visita de la recorrida es la Sala de las Fluorescencias, una caverna subterránea donde algunos cristales emiten destellos verdosos, como si fueran luciérnagas.

En la provincia de Buenos Aires, la localidad de Barker, rodeada por Sierras y hondonadas del sistema de Tandilias, invita a descubrirla. Sus cerros ofrecen bellas vistas panorámicas y un espacio apto para el deporte aventura. Frente al cerro Cuchilla de las Aguilas, la silueta estilizada de El Sombrerito eleva su cuerpo de rocas arcillosas. Allí hay una gruta para conocer, aunque se necesita de la ayuda de un guía para llegar hasta allí. La zona del sistema de Tandilia es de las más antiguas del continente, tiene hasta 500 millones de años. Pero para llegar son lugares muy agrestes, que no son lugares marcados. Se caminan tres horas por zonas irregulares”, cuenta a De Viaje el guía especializado Raúl Carrizo.